noticia

El programa de ayudas a la Iglesia Católica ‘José Arranz’ rehabilita la iglesia burgalesa del Carmen y financia proyectos diocesanos españoles e internacionales en Latinoamérica

By agosto 20, 2021 No Comments

El Escorial, 10 de agosto de 2021. – La Fundación Benéfica Virgen de los Dolores ha hecho balance de su programa de ayudas a la Iglesia Católica ‘José Arranz’, en el que destaca la rehabilitación de la iglesia del Carmen, ubicada en la localidad de Peñaranda de Duero (Burgos), tras la firma de un convenio de colaboración con la Archidiócesis de Burgos. Con motivo de la festividad de Nuestra Señora del Carmen, el proyecto ha permitido recuperar el esplendor del templo y el culto de sus fieles en el día de su patrona, gracias a una inversión de 100.000 euros. Los trabajos se han desarrollado entre los años 2018 y 2021.

El programa contempla, por un lado, un área destinada al patrimonio de la fe, a través de la conservación y rehabilitación de templos; y, por otro, un área de solidaridad, a través de ayudas económicas destinadas principalmente a parroquias ubicadas en zonas rurales.

La reconstrucción de un templo mariano

A partir del convenio de colaboración firmado con la Archidiócesis de Burgos, la Fundación Benéfica Virgen de los Dolores ha acometido la rehabilitación de un templo que se encontraba en una situación de difícil viabilidad arquitectónica. La iglesia del Carmen data del siglo XVI. El progresivo deterioro y las dificultades presupuestarias diocesanas para responder a sus necesidades habían aproximado al templo a un estado ruinoso.

La fundación respondió a la petición del párroco de Peñaranda y manifestó su disposición a colaborar con el Arzobispado de Burgos. Un trabajo previo de análisis de situación determinó las necesidades estructurales concretas y definió los trabajos de rehabilitación, que han incluido la propia rehabilitación estructural del templo y de la sacristía; la rehabilitación de la cubierta, formada por una estructura de madera bajo teja; la rehabilitación de la espadaña, así como la rehabilitación el coro y de ventanas y paredes interiores.

El sueño de una casa de familias

También en Burgos, este programa de la Fundación Benéfica Virgen de los Dolores ha contribuido a hacer realidad el sueño compartido de D. Pablo Puente, vicario para la vida religiosa de la Archidiócesis, y de su hermana: la construcción de una casa de convivencias destinada principalmente a familias en el pequeño municipio de Quintanaloma, ubicado en el Valle de Sedano.

La completa identificación de la fundación con la iniciativa se ha traducido en la rehabilitación de la que hoy es ‘Casa de Convivencias Virgen de los Dolores’, gracias a trabajos que han incluido mejoras en el tejado, remates en los cerramientos y el amueblamiento completo de la instalación. La casa ofrece sus instalaciones tanto a familias como a instituciones religiosas con recursos limitados, que carecen de espacios para sus encuentros, así como de inversión para disponer de infraestructuras propias.

El Padre Puentes solicitó, de igual modo, la aportación de la fundación para acometer trabajos de urgencia en la parroquia de Quintanaloma. En agosto de 2020, y a lo largo de tres semanas, el templo acogió trabajos de fumigación y de posterior limpieza integral, así como de cambio de luminarias para lograr una mayor eficiencia; restauración de ornamentos y vestiduras litúrgicas y arreglos en el mobiliario de la sacristía.

Ayudas a la Diócesis de Albacete

El programa de ayudas a la Iglesia Católica ‘José Arranz’ ha contribuido a la realización de trabajos de rehabilitación en otras diócesis españolas. En la Diócesis de Albacete, ha desarrollado dos acciones: por un lado, la remodelación de accesos a la parroquia de San José, en Casas de Lázaro, y, por otro, la rehabilitación de la casa parroquial, en Peñascosa.

Proyectos en Latinoamérica

Siguiendo la petición misma de la Virgen de llevar su mensaje a todas las partes del mundo, la Fundación Benéfica Virgen de los Dolores ha ampliado el horizonte de actuación de este programa de ayudas a la Iglesia, con el objetivo de hacerlo también universal.

En el ámbito internacional, el programa ha financiado proyectos en República Dominicana y Colombia. En el caso del país caribeño, ha participado en programas de reparto de alimentos a niños y jóvenes en situación de vulnerabilidad, que sufren de un modo más acusado la pobreza y la exclusión social. Asimismo, ha financiado trabajos de rehabilitación en dos parroquias: por un lado, la dedicada a San Pedro Ataúlfo, que ha contemplado la restauración de cubiertas y del arco del nartes; por otro, la adecuación de los salones parroquiales de la Parroquia de San Ignacio de Antioquía.

En Colombia, el programa ha contribuido al desarrollo de actividades pastorales y sociales. Es el caso del mantenimiento del comedor social ‘San Antonio de Padua’, que acoge y alimenta a diario a más de 150 niños y decenas de ancianos en situación de vulnerabilidad.

D. José Arranz

El programa de ayudas a la Iglesia Católica lleva el nombre de D. José Arranz, en homenaje al primer capellán de la Asociación Pública de Fieles “Reparadores de Nuestra Señora la Virgen de los Dolores”. La asociación, aprobada canónicamente por la Iglesia el 14 de junio de 1994, agrupa la realidad humana de la Obra de la Virgen en Prado Nuevo: Comunidad Familiar, Comunidad Vocacional y Hermanas Reparadoras.

A lo largo de sus 33 años de trayectoria, la Fundación Benéfica Virgen de los Dolores, fundada por Luz Amparo Cuevas a partir de las peticiones de la Virgen en sus apariciones en El Escorial, ha desarrollado  tanto acciones de ayuda a personas y familias necesitadas en el ámbito civil como programas de colaboración en el ámbito eclesial.